Dias grises

Resulta difícil escribir una crónica como ésta, aunque seguro que será liberadora. En casi todos los aspectos de nuestra vida es importante la mesura, la constancia, saber encajar los reveses y disfrutar de los éxitos. Está científicamente probado que todo en esta vida es fugaz. Y con esa premisa clara tenemos más opciones para disfrutar de lo bueno y de aprender de los fallos.

Reconozco que mantener ese equilibrio no es fácil en muchos momentos o con ciertas personas. Tanto en lo bueno como en lo adverso. Y confieso que he roto esa premisa unas cuantas veces. Lo bueno de la vida es que, tarde o temprano, te pone en tu sitio.

No me arrepiento de haber sido casi un “hooligan” de estos pequeños rugbiers. Lo cierto es que son una parte importante en mi vida pero puede que, en algún momento, haya olvidado que son niños. Y si en la vida en general, los procesos llevan su tiempo, lo que queremos hacer de ellos es un proceso aún más largo y lo debemos cuidar con un mimo exquisito padres, amigos, monitores,…… Formarlos en  valores, que el rugby lleva a su máxima expresión, es lo principal. Y conseguir que se diviertan, incluso en la adversidad.

Llegó, de repente, el invierno con sus días grises a la reanudación de la competición de la federación madrileña. Una vez más en el escenario de Orcasitas y con dos equipos, que los entrenadores decidimos que fueran equilibrados.

Partidos, cuatro, muy bonitos de ver para los espectadores pero que supusieron una lección  para los entrenadores. Nada que ver con técnica o tácticas. Una lección para recordar que estamos formando niños y ese trabajo tiene estas cosas: días azules, días grises, días raros.

Sábado frío y gris meteorológicamente hablando. Nuestros sub8 Fuencarral se enfrentaban en primer lugar a los “locales” del Cau.  Buenas maneras en los dos equipos aunque los morados demostraron más claridad en los objetivos que tenían marcados. Los nuestros demostraron que saben jugar pero les faltó la continuidad y la concentración necesaria para pelear un partido en igualdad. Una hora más tarde nos enfrentamos a Paracuellos con el mismo guión. Igualdad técnica pero mejor disposición de los blanquirrojos.

Sin embargo, muchas cosas positivas sucedieron en los partidos y las vamos a aprovechar para seguir avanzando.

Los sub 8 El Pardo se enfrentaban a Quijote en su primer partido. La mayor concentración y mejor preparación de nuestros arlequinados decantó claramente el partido.

Como colofón a la jornada, enfrentamiento con Alcorcón, un rival siempre duro. Y el partido no desmereció. Primera parte de mejor juego de los nuestros. Segunda parte para los amarillos. Y el final más justo de todos los posibles: empate a casi todo, incluidos los puntos.

Releyendo lo escrito podría parecer que los equipos tienen dos trayectorias diferentes. En mi humilde opinión, independientemente de lo que pasó este sábado, ambos tienen parecidas virtudes y similares necesidades. Lo único que los diferenció fue que los nubarrones descargaron sobre Fuencarral, dejando El Pardo con un poco más de claridad. A los entrenadores, la jornada nos regaló un rayo de luz que marca el camino que debemos seguir.

SIRC FUENCARRAL: Ismael, Pablo, Mario, Jesús, Íñigo, Jorge, Olivia, Martín y Santi.

SIRC EL PARDO: David, Nico Garnica, Bruno, Víctor, Sebi, Luis, Jaime, Carolina y Pepo.

Lo mejor: este grupo de padres. Gracias por vuestro compromiso y, sobre todo, por el apoyo que sentimos los entrenadores.

Lo peor: llevo un rato pensando y no se me ocurre nada. Desierto pues.

Id reservando la fecha del 29 de mayo. Espectacular evento en el estadio Wanda Metropolitano: XV del León contra Classic All Blacks. No podemos perdernoslo.

Carlos Suarez, entrenador.

¡AÚPA SAN ISI!  SANGRE Y CIELO.

Patrocinan Clarins, S7, Huna Comunicación. Colaboran Distrito Fuencarral-El Pardo, Fundación San Isidro Rugby, Genetsis Group

Patrocinadores

 

Sin Respuestas a "Dias grises"


    Deja un comentario